“Nos han devuelto la esperanza”

Mauro de la Cruz Pulido viene acompañando a su esposa Nicolasa Quispe Palacios, ambos son ayacuchanos. Al preguntarle la razón de su visita al POLICLÍNICO LIMA SOL comentó lo siguiente:

“Mi esposa tiene problemas de visión porque es diabética, estábamos muy preocupados, en otros lugares que habíamos consultado nos dijeron que tenía desprendimiento de retina y no era curable. En un ojo no ve casi nada y el otro está un poco mejor”.

 ¿Qué lo hizo venir al POLICLÍNICO LIMA SOL? Compré el DIARIO NUEVO SOL hace una semana y vi que había una nota donde dicen que aquí hay médicos cubanos que tratan la vista a los diabéticos.

Hace tres días el doctor le ha hecho varios exámenes a mi esposa y nos dijo que ella tiene cataratas, por eso no ve por un ojo y el otro aún se puede recuperar. Pero, la van a operar y volverá a tener muy buena visión. Nosotros no teníamos esperanzas que ella volviera a ver y ahora estamos contentos con esto que nos ha dicho el doctor.